La diferencia entre un niño bueno y un niño sano

Un niño bueno es lo que llamamos un niño que obedece y hace las cosas como los padres, profes etc quieren. También se le puede llamar adaptado. Un niño pequeño necesita amor y aprobación para poder explorar la vida con confianza. Un niño que ha sido desaprobado y al que se le ha quitado el amor porque no ha hecho lo que los padres quieren, se vuelve inseguro. Como depende del amor y la aceptación de sus padres, esta situación es un peligro para él. Entonces deja de ser él mismo y se enfoca en lo que quieren sus padres. Se vuelve adaptado y – lo que llamamos – bueno. Pero no sano. ¿Cuáles son esas formas de retirar el amor a un niño? Levantar la voz, amenazar, no hablarle, darle la espalda, ser frío con él, castigarlo… Observa como tratas a tu hijo cuando hace algo que no te gusta. O observa cómo has sido tratado de tus padres cuando has hecho algo que no les gustaba. Un niño sano es un niño que puede hacer lo que quiere y sabe que sus padres le aman. ¿No es esto lo que siempre anhelamos?
Hazlo contigo, apruébate y ámate incondicionalmente. Empieza hoy

Carrito de compra
Scroll al inicio
Ir al contenido